Publicidad

Nacionalización del Banco de Valencia

¿Se puede seguir vendiendo al mundo la historia de un sistema financiero sólido con las noticias que aparecen todos los días? La banca, con complicidad de otros actores (el Gobierno en su momento y la prensa adicta en otros) ha inundado espacios de información afirmando una y otra vez que la banca española era un ejemplo para el mundo de las finanzas internacionales.

Una más, y van… finalmente y un día después de las elecciones generales, el Banco de España ha intervenido el Banco de Valencia, entidad integrada en Banco Financiero y de Ahorros (BFA).

Por lo tanto, el BdE ha destinado 3.000 millones de euros de dinero público, 1.000 millones para fortalecer su capital y 2.000 millones de linea de crédito para asegurar su liquidez.

Además, el Banco de España ha sustituido a los administradores del banco a petición de su consejo y lo administrará “para estabilizarlo y recapitalizarlo” con el fin de afrontar su posterior enajenación en un proceso competitivo.

Esta decisión fue tomada después que la comisión ejecutiva del Banco de España ha constatado que el Banco de Valencia no ha podido adoptar las medidas adecuadas para asegurar su viabilidad, y tras enviar recientemente un escrito a sus administradores requiriendo una solución “urgente y definitiva” para su situación.

Es bueno recordar que el peso del Banco de Valencia en el sistema bancario español es del 0,74% del total de los activos.

En medio de este tsunami, la banca se acuartela, y sale siempre bien parada, mientras el resto de los sectores sufren la sangría mortal. Y es que a diario nos enteramos de caídas bursátiles, de fusiones apalancadas por la necesidad de sobrevivir, reducción de plantillas, cierre de oficinas, límites a la rentabilidad de los ahorros, sin embargo, la banca sigue afirmando que es sólida, o que va camino a ello.

El 8 de noviembre, la vicepresidenta económica, Elena Salgado, había sugerido que el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) aportaría el capital al banco si la intervención de la matriz de Bankia, que controla la entidad, era insuficiente para cubrir la “deficiencia” de fondos detectada.

La ministra había informado que “en primer lugar tendría que llevar a cabo esa aportación de capital Banco Financiero y de Ahorro (la matriz de Bankia). En todo caso, el FROB tiene unas facultades y lo que no podemos hacer es tener una entidad financiera en nuestro sistema financiero que precisa de ayuda y esa ayuda no se le proporciona”, ha agregado.

Por lo tanto, la ley aprobada contempla que “cualquier problema que pueda haber en el sistema financiero que pudiera conducir a un déficit en el presupuesto será financiado por parte del fondo de garantía de depósitos, es decir, por el propio sistema”, por lo tanto los contribuyentes no aportarán dinero para financiar la reestructuración del sistema financiero.

Semanas más tarde, llegó la intervención…

Cotización BANCO VALENCIA

Esta es la cuarta entidad financiera que interviene el Banco de España desde que comenzó la reestructuración financiera, tras Caja Castilla-La Mancha (CCM), Cajasur y la Caja de Ahorros del Mediterráneo (CAM), y la segunda de la Comunidad Valenciana.

A continuación puede consultar las entidades financieras intervenidas por el Banco de España.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *