Publicidad

Banco Popular ganó en 2009 un 27,2% menos

Se siguen conociendo los resultados de las entidades financieras. Ahora es el turno de Banco Popular que ha comunicado que registró un beneficio neto atribuible de 766 millones de euros en 2009, lo que supone un descenso del 27,2% respecto al obtenido el año anterior.

El banco ha justificado esta situación debido al “fuerte incremento” de las provisiones realizadas, que se elevaron a 480 millones de euros. Sin embargo, si excluimos las provisiones cautelares constituidas en cada ejercicio, el resultado habría sido de 1.102 millones, un 7% debajo del ejercicio 2008.

De los 480 millones de euros destinados a provisiones cautelares, Banco Popular destinó 335 millones al fondo subestándar por riesgo de crédito y 145 millones al fondo de inmuebles por razón de su antigüedad en la cartera del banco.

Por su parte, la morosidad a finales de 2009 se situó en el 4,81%, casi el doble que hace un año (2,80%) y 18 puntos básicos por encima de la mora del último trimestre. La tasa de cobertura se colocó en el 50,27% gracias a las provisiones.

En cuanto al margen de explotación (beneficio antes de provisiones) alcanzó un resultado récord de 2.762 millones de euros, un 18% más que en 2008 gracias a la evolución de los ingresos y el control de costes.

El margen bruto superó los 4.000 millones de euros (+10,9%), mientras que el margen de intereses creció el 11,3%, hasta los 2.822 millones de euros.

El banco cerró el ejercicio con un volumen de créditos a la clientela de 97.362 millones de euros (+4,2%), con una nueva producción de préstamos de 42.000 millones de euros concedidos a pequeñas y medianas empresas y a familias principalmente.

Los depósitos aumentaron en 2009 un 15,3%, con una ganancia de cuota de mercado de 10 puntos básicos y un total de 59.557 millones de euros. Esta buena evolución permitió a la entidad reducir el ‘gap comercial’ en casi 9.000 millones, y en consecuencia, se mejoró la ratio de préstamos sobre depósitos en 32 puntos porcentuales.

El banco elevó sus reservas de liquidez en 9.000 millones hasta alcanzar al final del ejercicio unos 18.000 millones a valor efectivo, lo que le permite cubrir “holgadamente” los vencimientos de la financiación mayorista durante más de un año.

Los activos totales gestionados alcanzaron en conjunto 142.352 millones de euros, un 15% más, mientras que los activos en balance se elevaron un 17,1%, hasta los 129.290 millones de euros. Los fondos propios cerraron el ejercicio en 8.415 millones, un 25% más.

El capital básico o ‘core capital’ se situó a cierre de 2009 en el 8,61% y los recursos propios de primera categoría o Tier I en el 9,18%. La tasa de eficiencia se situó en el 29,31%, casi 30 puntos por debajo de la ratio de la media europea y más de 10 por debajo de la media de la banca española.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *