Publicidad

Concetración a la vista

En un momento en el que políticos y diferentes mandatarios no paran de recordar la solidez del sistema financiero español comienzan a surgir las primeras voces sobre hipotéticos cambios dentro del mismo para asegurar su estabilidad. Si hasta el ahora la banca (personificada en el Grupo Santander y BBVA) parece la gran ganadora de esta crisis, la situación de las cajas de ahorro es bien diferente. Y es que las cajas de ahorro han sido algo más dadivosas en la concesión de préstamos e hipotecas. Es decir, han asumido mayores riesgos y por lo tanto tienen más posibilidades de ser víctimas de la morosidad.

Por lo menos parece que están dispuestas a actuar antes de que la situación empeore. ¿Cómo? Siguiendo un proceso de concentración que algunas ya tienen en marcha. No se trata de especulaciones, sino de las previsiones del propio presidente de la Confederación de Cajas de Ahorros Españolas (CECA). Según Juan Ramón Quintás, si la actual crisis “fuera una situación crónica y permanente, se podrían acelerar las concentraciones”. Incluso el propio presidente del Gobierno apoya esta teoría. En su comparecencia en el Congreso José Luis Rodríguez Zapatero ha destacado que “cuando hay un momento como éste, de grave crisis, es probable no sólo en España, también en otros países, que se produzcan situaciones de fusión o reestructuración“.

Desde el diario La Nación incluso se atreven a dar datos concretos: las cajas de ahorro se quedarán en cinco a medio plazo (marzo de 2009). Independiente de esta predicción, lo cierto es que las cajas de ahorro parecen abocadas a la concentración para poder sobrevivir. De hecho, algunas llevan años trabajando en esta dirección, como es el caso de las entidades vascas, donde BBK y Kutxa ultiman su integración, de la que por el momento se queda fuera Caja Vital (la parte alavesa). Castilla y León es otra de las regiones en las que se trabaja para fusionar sus grandes cajas (Caja Duero y Caja España), mientras que en Valencia Bancaja podría aliarse con CAM.

En la banca también soplan vientos de reestructuración, empezando por Banco Popular, que integrará sus ‘filiales’ Banco de Castilla, Banco de Galicia, Banco de Crédito Balear y Banco de Vasconia, aunque por el momento mantendrá al Banco de Andalucía al margen.

Otros como el Banco Santander están llevando a cabo su particular ‘proceso de concentración’ pero en el plano internacional. La entidad que preside Emilio Botín está siendo una de las ‘estrellas de la crisis’, con la adquisición primero de Bradford & Bingley y después de Sovereing, a las que hay que sumar la de Alliance & Leicester hace apenas unos meses.

En el ámbito internacional no hay que descartar ningún movimiento, sobre todo después de que algunas entidades como UBS han advertido que habrá más quiebras pese a las medidas de los gobiernos. Es decir, más ventas a precio de saldo.

Publicidad

2 responses to “Concetración a la vista

  1. Pingback: www.mirlobolsa.com
  2. Pingback: www.negociame.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *